Páginas

18 marzo 2013

¿Todas las personas sordas pueden leer los labios?


Lectura labial, o lectura de labios, o también conocida lectura labiofacial, es una técnica utilizada en la que se interpreta un mensaje verbal a través de la observación de los movimientos de la cara, boca, labios, y lengua de la persona que le está hablando.  Usualmente es utilizada por personas sordas, pero también las personas oyentes la utilizan.

¿Cómo se puede llegar a “leer los labios”?, con años de práctica y observación mirando a la cara de la persona que le habla poco a poco uno puede ir descifrando, interpretando y hasta adivinando lo que se va diciendo.  Muchos sonidos del habla tienen una posición y movimiento particular al hablar, pero no siempre es fácil poder descifrar todo lo que se dice al leer los labios.  

El idioma castellano, es uno de los idiomas en los que se puede “leer” con mayor facilidad porque muchos de los fonemas del castellano tienen una sola forma de pronunciación.  A diferencia de otros idiomas como el inglés, la letra a por ejemplo puede pronunciarse y sonar de diferentes maneras.

Muchos estudios, señalan que una persona experta en lectura de labios usualmente solo “lee” un 30% del mensaje hablado, el resto depende en gran medida de las señales del entorno, el contexto de la comunicación y el conocimiento que uno tiene sobre el tema que se está hablando, este 70%  restante uno va interpretando y adivinando, en algunos casos se apoyan en información auditiva obtenida con el uso audífonos, implantes cocleares u otros.  No todas las personas sordas son expertas en la lectura de labios, todo dependerá de la experiencia de cada uno.

Situaciones en las que la lectura labial se hace más fácil cuando:
  • Contamos con una buena iluminación ambiental que permite ver bien la cara y boca de la persona.
  • La persona que habla no presenta obstáculos que dificulten la lectura de labios como:
    • Bigotes y barba largas que tapan la boca
    • Manos u objetos que tapan la boca al hablar
    • Hablar de costado o de espaldas
    • Estar fumando, mascando chicle u otro tipo de comida
    • Falta de dientes
  • Hablar con una buena pronunciación y vocalizando
  • La persona que habla lo hace de manera normal, no rápido, sin gritar o exagerar al momento de hablar.
  • En lo posible, trate de dar algunas señales o información de contexto de apoyo al hablar a la persona sorda.


Matt Daigle, un reconocido caricaturista sordo de los Estados Unidos, nos presenta dos tiras cómicas que incluyo aquí con “pesadillas de la lectura labial” que hablan por sí solas.

Pesadillas de lectura labial: fumar, babear, sin dientes

Pesadillas de lectura labial: labios rellenos de colágeno, bigotes grandes, y bocas con comida

La Fundación Nacional de Sordos de Nueva Zelanda preparó este vídeo para sensibilizar a la población en general sobre la lectura de labios, está en inglés, pero me parece excelente.


Finalmente para mayores alcances, les dejo este blog del Dr. Sergio López Lozano nos da una excelente cátedra de lo que es la lectura de labios, y como aprender y mejorar sus técnicas de lectura labial.  Aquí algunos de sus vídeos.






1 comentario:

germán flores dijo...

felicitaciones por esta enseñanza pero desaria sugerir que la pronunciación sea mas lenta para mejor comprención (creo )

Theme design by CES Angel